Casa para Kartho y su familia – Finalizado

Por fin hemos terminado la casa para Kartho y su familia, después de meses de trabajo con la ONG Kunlaboru podemos mostrar la casa terminada.

Como ya os contamos, Kartho es una mujer soltera a la que su marido la abandono hace varios años, por lo que tiene que hacerse cargo ella sola de sus cinco hijos y su madre. Además, Kartho es sorda, dificultando considerablemente la enorme carga que lleva encima. Ella y su familia viven en una infravivienda hecha con trozos de chapa y tablones de madera donde las condiciones higiénicas mínimas no existen, creando un ambiente infeccioso especialmente peligroso para las personas mayores y los niños. La economía de la familia depende del poco dinero que consiguen vendiendo lo poco que le sobra de la cosecha y haciendo trabajos de sastrería cuando se le presenta la ocasión a Kartho. Todo esto genera una situación de vulnerabilidad extrema para ella y su familia, otorgándoles el dudoso titulo de ser una de las familias más necesitadas de Gatlang.

Objetivos

Es por este conjunto de circunstancias que desde OrcheOng hemos querido ayudar a Kartho, y a su familia, a poder salir de la pobreza extrema y tener una vida más digna, para ello se ha construido una vivienda de dos plantas en una zona de cultivos a las afueras del pueblo, ya que era inviable económicamente encontrar un suelo dentro del pueblo. Esta vivienda es un proyecto de dos plantas que pretende dar respuesta a las necesidades mínimas para una familia tan numerosa y solucionar los problemas técnicos fruto de construir en el Himalaya, algunas de estos objetivos son:

  • Respetar los métodos constructivos tradicionales y culturales de los Tamang.
  • Capacidad para aguantar los efectos sísmicos en caso de producirse.
  • Solventar problemas derivados de la excesiva pendiente del terreno que han obligado a crear dos terrazas en el terreno para evitar posibles desprendimientos.
  • Programa habitacional mínimo para poder dar una vivienda digna a Kartho y su familia.

Los trabajos han seguido los criterios que siempre hemos defendido en OrcheONG, como son el uso del sistema constructivo tan característico de la etnia Tamang y el empleo de gente local para la ejecución de la casa, participando con ellos activamente y promoviendo la continuación de determinados oficios de la construcción cada vez más en desuso.

El terreno

Este ha sido uno de los puntos más complicados, ya que ha requerido medios y soluciones por encima de lo habitual. Como se ha comentado antes, la casa se ubica en un terreno con mucha pendiente que ha sido necesario modificar para crear una terraza que permitiera construir una cimentación lo suficientemente profunda como para darle cierta resistencia ante un posible terremoto.

Para crear las terrazas se ha construido un muro de contención que salva el desnivel del terreno, este muro funciona por gravedad y tiene aberturas a lo largo del mismo para permitir el drenaje del agua en época de monzones, de lo contrario la excesiva acumulación de agua generaría una sobrepresión debido a la expansión del terreno que reventaría el muro.

La estructura

La casa tiene una estructura en planta baja de muros de carga de piedra colocados en mampostería formando dos cuadrados en planta para aumentar su resistencia en caso de terremoto, esta estructura de piedra esta coronada por un zuncho perimetral de hormigón que sirve para atar todo el conjunto y darle mayor resistencia ante terremotos. Sobre este muro se encuentra una estructura de madera que corresponde a la planta primera y que consiste en un entramado estructural de madera con triangulaciones para aumentar su resistencia a terremotos y que se apoya sobre el zuncho de hormigón de planta baja mediante durmientes de madera que facilitan la transición entre dos modelos estructurales diferentes como son los muros de carga de planta baja y la estructura de madera de planta primera. La cubierta se ha hecho con cerchas de madera sobre la que se coloca una chapa para mejorar la estanqueidad frente al agua y a la que posteriormente se añadirán las tejas de madera tan características de la arquitectura Tamang.

Objetivo cumplido

El resultado es que por fin Kartho y su familia podrán abandonar la infravivienda de chapa y tableros de madera en la que han vivido durante tantos años para pasar a vivir a una verdadera vivienda donde las condiciones higiénicas y de espacio sean adecuadas para una vida digna y saludable, tanto de ella como de su familia.

El siguiente objetivo es terminar por completo el proyecto original y construir un pequeño cobertizo para los animales y la colocación de las tejas de madera

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *